Open/Close Menu CENTRO DE TERAPIAS Y BELLEZA INTEGRAL. Acupuntura, dietética y nutrición, fisioterapia, estética natural avanzada, pilates, hipopresivos, tratamientos detox, depilación, secretos del agua, piroche, ipl, velasmooth, dermarroller, mascarilla de oro, cavitación, magnetoterapia, cupping, ventosas

En Meridian Terapias estamos de Celebración, porque hoy es el DÍA MUNDIAL DE LA NUTRICIÓN!

 

La Medicina Tradicional China es una tradición que a través de los milenios e innumerables vidas ha demostrado su eficacia. Incluso a principios de este año la Organización Mundial de la Salud reconoció sus virtudes y celebró la oportunidad de trabajar de forma conjunta con organizaciones médicas que funcionen bajo esta tradición.

 

La medicina china no se trata de costumbres populares, sino más bien de un sistema médico completo, que utiliza las reglas percibidas en la naturaleza como guía para comprender la enfermedad y la desarmonía en el cuerpo.

 

LA NUTRICIÓN EN LA MEDICINA TRADICIONAL CHINA

La medicina oriental le da un gran valor a la dieta y la nutrición. Sin embargo, más allá del conocido proverbio «tú eres lo que comes», la medicina oriental afirma que una dieta equilibrada – si bien es fundamental – tan solo es uno de los pilares que sostienen a una vida saludable.

 

“Hay cuatro fundamentos básicos para alcanzar y mantener una buena salud” señala Bob Flaws en The Tao of Healthy Eatin. Bob es autor de más de una docena de libros sobre la medicina china y un reconocido investigador de este campo. “Estos fundamentos son: La dieta, el ejercicio, el descanso y la actitud mental adecuada.

 

Los sabores y su relación con las propiedades de los alimentos:

Una dieta basada en la medicina china ha de incluir toda una gama de alimentos que incluyan los 5 sabores:

•Picante

•Dulce

•Agrio

•Amargo

•Salado

Desde la antigüedad, los herbalistas chinos han clasificado a los materiales medicinales según su gusto. Ellos entendieron que existía una relación entre el sabor de determinada hierba o alimento y el efecto producido al 

ingerirse. Esta relación cumple un rol clave a la hora de determinar la combinación correcta de hierbas para tratar tal o cual problema.

 

Los cinco sabores y su relación con los órganos:

La teoría en la Medicina Tradicional China establece las relaciones entre los cinco sabores y los cinco órganos más importantes en dicha tradición: corazón, hígado, pulmones, riñones y bazo. Cada órgano se supone está emparentado con determinado sabor, de modo que alimentos con el sabor indicado pueden restituir la salud del órgano.

 

Corazón – Amargo

Hígado – Agrio

Bazo – Dulce

Pulmones – Picante

Riñones – Salado

Esto significa que cuando usted come algún alimento, mediante su sabor puede anticipar sobre qué órgano actuará de forma más pronunciada.

 

¿Cómo encuentra nuestro organismo su equilibrio a través de los sabores?

 

El hígado y lo agrio

La Medicina Tradicional China tiene, aparte de las asociaciones entre órganos y sabores, conceptos distintos a los occidentales sobre la relación entre los órganos y ciertas funciones tanto físicas como mentales. Por ejemplo, al hígado se lo considera un órgano que juega un rol importante en las emociones. Cuando éste funciona mal, el individuo experimentará una gran cantidad de síntomas que se expresarán a través de emociones, manteniéndolo enojado y fácilmente irritable. Entre los síntomas físicos, se destacan el dolor de cabeza, mareos, presión arterial alta, cara y ojos enrojecidos. El cuerpo también puede experimentar insomnio, distensión abdominal y estreñimiento.

 

Para estos casos, la Medicina Tradicional China sugiere consumir alimentos agrios (kiwi, vinagre, limón, etc) para restablecer el equilibrio en el cuerpo.

 

El bazo y lo dulce

El bazo es considerado el órgano más importante en el proceso de digestión, a él se le atribuyen las funciones de transformación, absorción y transporte de los nutrientes obtenidos en los alimentos. Si el bazo está débil o no funciona como corresponde, el cuerpo presentará los siguientes síntomas: Falta de energía o fatiga crónica, movimiento irregular de los intestinos, aumentos de peso, hinchazón en los brazos y piernas, y mala calidad de sueño o incluso insomnio.

 

Las personas con problemas en el bazo anhelan a menudo dulces porque los alimentos con alto contenido de azúcar proveen un golpe de energía que contrarresta el cansancio y la fatiga. Una vez solucionado el problema en el bazo, se supone que los antojos de dulces desaparecen.

Los riñones y lo salado

La Medicina Tradicional China considera que los riñones almacenan la esencia original de nuestro cuerpo, dicha esencia es heredada directamente de nuestros padres. Por esta razón los riñones son asociados con la constitución del cuerpo, que puede ser débil o fuerte.

Algunas fórmulas y combinaciones de hierbas, cuando son preparadas para tratar a los riñones, se beben con agua salada para que los efectos lleguen a los órganos mencionados primero.

 

Si los riñones están débiles el cuerpo tendrá los siguientes síntomas: Dolor de espalda, rodillas o tobillos, piernas cansadas, mala memoria, frecuentes ganas de orinar (sobre todo por la noche), impotencia, y en los niños problemas como retraso en el desarrollo del habla o la habilidad de caminar. Los alimentos utilizados con mayor frecuencia para tratar a los riñones son: Pepinos de mar, bayas de goji, nueces, castañas, ostras y frijoles.

 

El corazón y lo amargo

A los alimentos amargos se le atribuye la capacidad para eliminar el calor del cuerpo, especialmente del corazón. Cuando una persona sufre de exceso de calor, el cuerpo mostrará síntomas tales como úlceras en el interior de la boca, enrojecimiento del rostro, palpitaciones, ansiedad e insomnio. Generalmente la orina es oscura o muy amarilla, y la punta de la lengua se presenta de un color muy rojo o ardiente.

 

Para tratar estos síntomas se sugiere añadir algunos alimentos amargos en la dieta, algunos de ellos pueden ser: Pomelo, mostaza de hoja, calabaza amarga y vegetales verdes.

 

Los pulmones y lo picante

En la tradición oriental, los pulmones son considerados la primer defensa del cuerpo; estos serán los que se encargarán de proteger al cuerpo de los patógenos externos que intentan invadirlo. C

uando los pulmones no funcionan correctamente, el individuo puede experimentar los siguientes síntomas: Estornudos, secreción nasal, tos, dolor de cabeza, dolor de garganta, ausencia de sudoración y sensaciones de frío.

 

Los alimentos con sabor picante actúan sobre los pulmones, expulsando a los patógenos externos y al frío del cuerpo. Por esta razón la Medicina Tradicional China considera que agregar alimentos picantes en las comidas durante el invierno puede ayudar al sistema inmune a evitar el resfriado y la grip

e. La cebolla, el ajo, el jengibre y la pimienta son los productos que se utilizan más a menudo con este fin.

 

Ahora que conoces el sentido del funcionamiento de nuestro cuerpo y lo importante que es la Nutrición, cuida tu cuerpo más que nunca, escúchalo, atiéndelo, pues es el único lugar donde vas a vivir toda la vida!

 
Referencia del artículo:
https://www.saporedicina.com/es/alimentacion-medicina-tradiconal-china/

© 2017- Meridian Terapias

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto. Para más información consulta el apartado de "Aviso Legal".

Cerrar